Mostrando entradas con la etiqueta cor de bou. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta cor de bou. Mostrar todas las entradas

domingo, 17 de junio de 2012

Cómo y dónde encontrar buenos tomates y cuales escoger

Cada vez que voy a la compra siempre me encuentro un gran problema ¿Dónde comprar buenos tomates? y lo peor es que es realmente complicado encontrar tomates que no sepan a nada o que no hayan estado dos años en cámaras frigorificas, o lo peor que no cuesten mas de 3 euros el kilo.

Pues bueno no es nada fácil la verdad y mi mejor consejo es que si encuentras una variedad que te gusta y un comercio donde tratan bien la materia prima ¡cómpralo allí!

Un consejo, si han estado en camarás, a veces casí los congelan, o los congelan, les matan el sabor déjalos fuera de la nevera al menos un día, recuperan mucho.

Otro consejo, para conservar los tomates en la nevera, sácacalos siempre del embase y deja que respiren sino se estropean muy rápido. Nunca dejar encerrados porque producen una toxina que hará que se estropeen muy rápido.

Para que sepas un poco más te voy a contar un poco más sobre las variedades y que usos les puedes dar:

Tomate Raf: sin duda la mejor opción para las ensaladas como los que comías cuando eras pequeño. Es un tomate irregular de color verde intenso, dulce al paladar y crujiente en la boca. Es muy fresco, ideal para comer con sal y aceite porque tiene mucha agua pero consistente al cortarlo. Lo malo es que es un tomate que si lo comrpas fuera de temporada (dicembre a mayo) habrá estado en camarás.

Tigre verde: es parecido al raf pero tiene mas pulpa, es mucho más verde y tiene una piel que hay que quitar, pero de sabor excelente dulce con un toque acido final. A mi me gusta menos que el anterior.

Corazón de Buey (Cor de Bou): todo un descubrimiento, son como los tomates de antaño, irregulares, naturales, no son bonitos pero están riquisimos. Me recuerdan al raf pero son más grandes y en ensaladas son geniales.

Tomate de rama (racimo): es como el fondo de armario de un vestuario. Para mi es ideal para hacer salsa de tomate, gazpacho o untar (para ello no es el mejor). Hay que olerlos antes de comprarlos, si no huelen a nada déjalos. Si son muy baratos es posible que sean tomates de producción intensiva en cultivos hidrófilos, con aguas de baja calidad y por tanto no saben a nada.

Tomate pera: el mejor para hacer salsas de tomate sin lugar a dudas y también para gazpachos. Al igual que el de rama es de los más consumidos y por tanto donde es más difícil encontrar buena calidad debido a su producción intensiva.

Tomate verde de ensalada: en teoría es un tomate muy rico pero pasa lo mismo que con el de pera y rama, se producen en masa y no saben a nada.

Hay otras variedades como los cherry (muy ricos en ensalada) larga vida. Comparte con nosotros tu experiencia con los tomates, ese delicioso manjar tan saludable y una de las fuentes de juventud gracias al licopeno, que nos regala la dieta mediterranea.